LA AUTOEVALUACIÓN DE LA CALIDAD DE LAS PRÁCTICAS

Como parte del proceso de calidad del Programa de Psicología, el proceso de prácticas es revisado semestralmente. Se evalúa la calidad de la supervisión académica y de planta, los sitios, los estudiantes y el impacto generado. Actualmente realizamos visitas de seguimiento para este propósito y mejorar continuamente.

Este proceso se hace a través de cuatro factores de evaluación, como lo son: la evaluación del sitio de práctica, en el cual se evalúan las actividades del lugar de práctica, la supervisión de planta y las condiciones de trabajo. Para la realización de este factor se establecen una serie de estrategias como los formularios de estudiantes, las visitas de coordinación y la percepción de los supervisores académicos. El siguiente factor es el de evaluación de los supervisores académicos, en el que se tiene en cuenta las competencias del supervisor y otros aspectos relacionados a este; se lleva a cabo este factor a través de la implementación de dos estrategias, la primera es un formulario dirigido a estudiantes y la segunda es la percepción del coordinador y de los supervisores de planta.

Otro de los factores de este proceso es el de evaluación de la coordinación, en el cual se revisa la gestión de las prácticas y como se está realizando el proceso de prácticas. Para la realización de este factor se establecieron como estrategias un formulario de estudiantes y un acta de supervisores académicos. Y el cuarto factor, es la evaluación del impacto de los estudiantes, la cual consiste en verificar el nivel de impacto que se ha generado en el lugar de práctica. Este factor se lleva a cabo a través de una serie de estrategias que involucran formularios, visitas a los sitios de práctica e informes.

Por otra parte, es importante mencionar que el programa de psicología participa anualmente en la Red de prácticas en psicología. Esta red nació como respuesta a las diversas problemáticas que tenían los estudiantes en práctica y las facultades que enviaban sus estudiantes a los sitios de práctica en ese momento, como el abismo entre la academia y el sector empresarial con el que existía muy poca comunicación, los frecuentes casos de estudiantes que no cumplían roles afines a su profesión y el hecho de que las prácticas profesionales en psicología no eran parte de las políticas públicas. Las universidades trataban de dar respuestas aisladas a estos problemas, lo que hacía más difícil la situación en el contexto real.; hoy, luego de siete años de trabajo, Reppsi está conformada por los jefes de prácticas de más de 40 facultades de todo el país, y los cambios derivados de su gestión son notorios. Se ha logrado que los estudiantes en práctica realicen labores centradas en la psicología y con más diversidad entre las diferentes especialidades. Los practicantes intervienen en procesos de clima organizacional, desempaño laboral, comunicación, diagnósticos y otros procesos en los que juega un papel importante la labor del psicólogo.